Al final del mes cuando llegan las facturas, ¿sientes que pasas por un aprieto? Que no cunda el pánico. Con algunos cambios en tus costumbres es posible hacer que tu dinero rinda más.

Un consejo unánimemente empleado por los especialistas en finanzas, es que las personas hagan de Internet el mejor aliado de su bolsillo. Sigue sus consejos para ahorrar dinero usando Internet.

Compras por Internet

Desde electrodomésticos hasta cosméticos, pasando por ropa, calzado, libros y lo que puedas imaginar, todos los segmentos de consumo están bien representados en la red por los portales de tiendas de renombre, en las que puedes confiar. Por lo general, los precios publicados online son bastante inferiores a aquellos en las tiendas físicas. No solo eso, sino que para atraer al consumidor, a menudo estos sitios tienen liquidaciones, promociones y ventas, así como cupones o descuentos con membresías. Por eso, vale la pena investigar las ofertas y aprovechar el momento idóneo para adquirir el producto que anhelas al precio más asequible.

Otro punto a favor de las compras online es la posibilidad de comparar precios y encontrar el mejor negocio, con una búsqueda rápida. Visitar varios sitios y hacer una búsqueda puede ser una tarea tediosa, si quieres un atajo, elige buscadores de artículos como Buscapé, MercadoLibre o Alibaba, que hacen el trabajo por ti e incluso califican el grado de fiabilidad de cada tienda listada a partir de reseñas de compradores.

Existen también sitios de compras colectivas con descuento, como Groupon, que ofrecen desde paquetes de viaje a entradas de teatro y comidas en restaurantes buenos. En estos casos, lee todas las reglas y restricciones con atención, para que no te sorprendas.

Y recuerda: cuida de no comprar por impulso simplemente porque el precio esté más bajo que de costumbre.

Servicios Online

Hoy, una simple ida al cine incluye mucho más que la entrada. Va desde el puesto de estacionamiento y el ingreso, hasta las palomitas con refresco y la cena después de la sesión; el ocio puede ser barato, pero a menudo sale caro, en especial cuando lo repites más de una vez al mes.

Para no tener que  renunciar a las películas que quieres ver, una buena alternativa es Netflix. Por una pequeña mensualidad, tienes a tu disposición una gran selección de filmes actuales y clásicos de todos los géneros, además de series, documentales y dibujos animados. Usando la tecnología de streaming, la transmisión se hace por medio de Internet y tienes acceso a ella desde tu TV, computadora, tableta y hasta tu celular.

Si los pagos por la TV por cable o el alquiler de DVDs está pesando en tu bolsillo, ahí está tu solución.

Educación en la web

Pero Internet no es solo para entretenerse o hacer compras. Cada día, más latinoamericanos descubren las enormes ventajas de la aprender inglés por Internet, comenzando por la indiscutible ventaja de la relación costo/beneficio.

Por un precio mucho más accesible al alumno, este tiene acceso a profesores y oradores del mundo entero y herramientas complementarias interactivas que garantizan no solo la interactividad entre los participantes, sino que también sirven como recurso didáctico que optimiza la experiencia de la clase y hacen la enseñanza más eficiente. A eso se le suma la conveniencia de evitar gastos e incomodidades con el transporte, estacionamiento, libros y por supuesto, ¡tu tiempo!

Open English es una de las empresas pioneras en educación online, ofreciendo un curso de inglés moderno y práctico que ha conquistado toda la región latinoamericana. Acompañado de clases de inglés en vivo y en directo con profesores norteamericanos, el currículo de Open English, pone en manos de sus estudiantes una biblioteca de cientos de horas de contenido multimedia para una experiencia única y enriquecedora.

Existen también universidades e instituciones reconocidas con cursos académicos, carreras y seminarios de distintos temas desde culinarios hasta ingeniería que se imparten online, por ejemplo en TED o en Youtube, con presentaciones de clase mundial ya sea en vivo o previamente grabadas.

Mas, no todo es color de rosa. Mientras que existen empresas que ofrecen productos y servicios serios, hay otras que dejan mucho que desear. Evita dolores de cabeza utilizando la web para buscar información, testimonios y opiniones de clientes antes de enviar tu información o forma de pago a través de las redes del cibermundo. Un último consejos para ahorrar: asegúrate de tener un buen sistema de seguridad para navegar y aprovechar Internet con toda tranquilidad.

¿Entonces? ¿Te animas a explotar Internet al máximo? ¡Tu bolsillo te lo agradecerá!

Comentarios: